1 de diciembre de 2012

Leguminosae: Anagyris foetida


Anagyris foetida
L. (1753)


Sinónimos
Anagyris neapolitana Ten.

Nombres vernáculos
(cast.) Altramuz del diablo, Altramuz hediondo, Hediondo
(cat.) Bajoca de moro, Contera, Garrofer del diable

Familia
LEGUMINOSAE – Leguminosas


Floración: Diciembre a Mayo
Ecología: Matorrales ruderalizados; en bordes de caminos, ribazos, laderas de ramblas y roquedos. Indiferente al substrato, parece que prolifera mejor sobre los básicos (calizos o margosos), se desarrolla sobre suelos pedregosos, en terrenos degradados y lugares parcialmente antropizados, soleados y temporalmente húmedos (ya que emplea el invierno para su desarrollo, se comporta como caducifolia en el verano).
Rango altitudinal: 0 – 1.000 m.
Distribución: Regiones Mediterránea y Macaronésica. Disperso por el E y S de España, Baleares y SE de la Portugal.


Observaciones: Se trata de una especie relicta de la flora subtropical del periodo terciario que ha sobrevivido hasta nuestros días. Como curiosidad podría citar que es la única planta con polinización ornitófila documentada en Europa.
Presenta una peculiar distribución dentro del territorio donde crece, generalmente lo hace en lugares cercanos al hombre. Por ejemplo en la zona valenciana es relativamente fácil de observar en muchas de las laderas que rodean algunos antiguos castillos (Guadalest, Montesa, Xátiva, etc.), por estas razones algunos autores han apuntado que las comunidades que sobreviven actualmente son cimarronas, escapadas de antiguos cultivos. Al parecer se cree que era cultivada por su elevada toxicidad que el hombre usaba para emponzoñar la punta de las flechas y lanzas, del mismo modo que lo hacen  algunas tribus amazónicas con el curare.
Manifiestan algunas propiedades medicinales, por ejemplo las hojas son purgantes y las semillas vomitivas y tóxicas. Respecto a su composición química, la corteza contiene citisina un alcaloide con propiedades depresoras sobre el sistema respiratorio (a menudo letal), además de una materia colorante amarilla; las semillas incluyen además de citisina, anagirina, otro alcaloide de propiedades eméticas (provocan el vómito).
Evidentemente, lo más aconsejable es abstenerse de usar esta planta por su elevada toxicidad.
En algunas zonas españolas la rareza y escasez de este taxon ha provocado que esté protegido por la legislación, así está inscrita en el Catálogo de Especies Amenazadas de Canarias, dentro de la categoría (EN) En Peligro de Extinción (B.O.C. núm. 97/2001, de 1 de agosto de 2001).
También aparece reflejada en el Catálogo Regional de la Flora Silvestre Protegida de la Región de Murcia, dentro de la categoría (IE) Interés Especial (B.O.R.M. núm. 50/2003, de 10 de junio de 2003).

Procedencia de las fotografías:
Sierra de Lújar (Gr) – [1]
Montes de Málaga (Ma) - [2 & 4]
Sierra de Aixortà (A) - [3]

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada